Humor

Un hombre, muy molesto, le dice al veterinario:

– Vengo a que le corte la cola a mi perro.

El profesional le pregunta: 

-Pero, ¿por qué?, ¿cuál es el problema?

El hombre responde: 

– Resulta que mi suegra viene a pasar unos días en casa y no quiero que vea ninguna señal de bienvenida!

Compartir
Artículo anteriorFallecimientos
Artículo siguienteIncreíble pero cierto

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here