Roberto Battistón dio detalles de la pulpera y su próxima puesta en funcionamiento

Falta muy poco para que comience a operar en el Parque Industrial

Muy poco falta para la puesta en funcionamiento de la planta concentradora de pulpa ubicada en el Parque Industrial de Cuadro Nacional. Ya se trabaja en el montaje de toda la línea, tareas que incluyen la colocación de los equipos de volcado, lavado, cinta de inspección, cocinado, refinado, pasteurización y envasado aséptico. Además, ya se encuentran montados el concentrador y las calderas.

En ese marco, el subsecretario de Desarrollo Económico del municipio, Roberto Battistón visitó la redacción del diario de los sanrafaelinos para dar detalles acerca de esta importante obra para la región. “La pulpera es una fábrica de pulpas concentradas, es un método de conservación de la materia prima para darle una característica de producto no perecedero, la concentración consiste en quitar agua del producto y sirve para todos los frutos, en este caso los de carozo, que es lo que más vamos a usar, como es el caso del durazno, y también la manzana o la pera”, explicó.

Acerca de su funcionamiento, contó que la línea de procesos unitarios, que van a estar hermanados para poder lograr esta concentración de producto, tiene una capacidad de 8 toneladas por hora de materia prima (fruta fresca). “Esta línea cuenta con un sector de lavados. Por inmersión primero y después de manera rotativa la fruta se va lavando, de tal manera que llegue a la cinta de inspección, donde los operarios revisan el estado del producto y por supuesto se van quitando aquellas que no estén en condiciones de ser concentrada”, especificó.

El funcionario aclaró que “existe un concepto erróneo de creer que porque la pulpa no sirve para otras cosas, puede venir en estado de putrefacción o muy golpeada por piedra, pero esto después se visualiza en las pulpas, que es una crema de alta densidad, en los puntos negros, o en los mohos que se recuentan microscópicamente”.

El proceso continua con su paso por la zona de triturado y cocinado, y posteriormente por equipos refinadores que “es lo que le da la textura y la limpieza total a la pulpa”. Luego se lleva a los equipos concentradores que se encuentran en la parte de afuera de la nave principal, en donde “se produce una concentración de frutas, de pulpa, por un evaporador de doble efecto; esto tiene una característica determinada técnicamente y pueden existir de varios efectos, en este caso tenemos un concentrador de doble efecto”.

Logrado el propósito de concentrar la pulpa, ésta vuelve a la parte de la nave, se pasteuriza y se envasa escépticamente en tambores de 250 kilogramos, que es “la forma que se tiene de comercializar ese producto que posteriormente se usará en pulpas, en néctares, jugos y otras alternativas de uso”, señaló el ingeniero.

Acerca de su avance, informó que la línea está ya está desarrollada y montada en un 100 por ciento. “Lo único que estamos terminando en este tiempo es la interconexión a los servicios, ya que a esas líneas hay que darle servicio de agua, de energía eléctrica, aire comprimido, de vapor, y un conjunto de servicios que tienen que nutrir a la máquina.

Hemos determinado unos 15 operadores por turnos, y como ésta es una industria que hay que trabajarla 24 horas al días para que sea eficiente, se espera que durante la época de cosecha en un día estemos cerca de los 200 kilos de producto que se va elaborando, esto quiere decir que de 4 a 5 días estamos prácticamente en el millón de kilos”.

Finalmente subrayó que la importancia de la pulpera tiene que ver con “la capacidad de producción que tiene la línea, para lo que contamos con una tecnología de máxima calidad, que nos aseguramos un producto de condiciones de alta calidad en el mercado, por lo tanto lo único que nos falta por ahora es ponerla a funcionar”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here