Un joven rugbier murió atropellado a la salida de un bar en Las Paredes

Esta madrugada un chico de 25 años, identificado como Genaro Fortunato, falleció tras ser embestido por un Fiat Idea que conducía una mujer de 30, llamada Julieta Silva, por calle El Chañaral antes de llegar a Hipólito Yrigoyen.

El hecho sucedió a las 5 de la madrugada, y de acuerdo a las primeras pericias, el vehículo se desplazaba por El Chañaral hacia el sur cuando atropelló a Fortunato.

Si bien hasta el momento hay mucha reserva en torno al caso, son varios los testigos que aseguran que no se trató de un suceso accidental, sino que la conductora habría atropellado a Fortunato mientras éste estaba tendido en la carpeta asfáltica, tras un primer incidente en el que la joven habría acelerado el auto y ocasionado la caída del rugbier. En ese sentido los investigadores buscarán determinar si Silva aceleró con dirección al sur por El Chañaral y luego cambió abruptamente el sentido de circulación para volver a embestir a Fortunato, quien murió en el lugar del hecho.

Los protagonistas del luctuoso episodio estuvieron horas antes en el bar “Mona” que funciona en esa intersección y personal de seguridad de ese local habría advertido una discusión minutos antes del suceso entre la conductora del Fiat y Fortunato.

Genaro Fortunato tenía 25 años

 

Silva, después del hecho, fue internada bajo custodia policial, en el área de Salud del hospital Schestakow. La joven también es deportista, ya que juega al hockey en el Club Banco Mendoza.

A esta hora la fiscal Andrea Rossi, a cargo de la investigación, caratuló el hecho como “Averiguación Homicidio”.

Genaro Fortunato jugaba al rugby en el Club Belgrano y es hermano de Fausto Fortunato, integrante de la Selección Argentina de Rugby en la modalidad seven.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here