SECCIONES
  • Para ser dichosa basta con tener buena salud y mala memoria.| Ingrid Bergman

domingo 7, de agosto , 2022

Alumnos de Monte Comán inspeccionan instalaciones eléctricas domiciliarias de los vecinos en forma solidaria

Jonathan Lobo, maestro de Enseñanza Práctica de taller de la escuela Juan Pablo II, ubicada en Monte Comán, explicó en FM Vos 94.5 los objetivos de este proyecto educativo solidario que están llevando a cabo desde la institución.

«Todo esto surge a partir de una capacitación que realizamos tres docentes del establecimiento. Este curso de la DGE nos brindó las distintas herramientas para poder ejecutar el proyecto de educación solidaria, que lo hicimos con nuestros alumnos de segundo año en la sección ‘electricidad’ del taller. Tomó forma cuando se planteó que muchas de las viviendas de nuestros estudiantes carecen de una instalación segura eléctrica. Entonces, le dimos este enfoque, que no es más que ayudar las personas de bajos recursos de nuestro distrito», explicó el profesor.

Luego, siguió comentando las distintas instancias del proyecto. «Está conformado en tres etapas. La primera es en la escuela con los chicos, donde vemos los contenidos disciplinarios de la materia tanto teóricos como prácticos en un tablero que tenemos. Después es la etapa de difusión, tal como estamos haciendo en este momento, con las visitas a los domicilios de los vecinos para hacer un relevamiento sobre si la instalación eléctrica está hecha de forma correcta. Por último, reunimos todos esos datos y empezamos a hacer los cálculos de las adecuadas protecciones con los planos de la casa. Con todo esto los chicos adquieren experiencia. Siempre trato que los chicos puedan tener una rápida salida laboral», añadió.

En este mismo sentido se refirió a qué apunta él como docente. «Yo en primer año doy Electricidad 1 y en segundo Instalaciones eléctricas domiciliarias, y si bien son jóvenes de 13 y 14 años, mi objetivo es que aprendan un oficio para que el día de mañana puedan trabajar. Un electricista no necesita tanta inversión para poder empezar como un soldador o un carpintero», remarcó Lobos.

Por otra parte, señaló cuáles son los costos que deben afrontar los dueños de las propiedades a las que acuden a ayudar. «En cuanto a la mano de obra no deberán pagar nada, sí el valor de los materiales porque, lamentablemente, no contamos con ese dinero. Nosotros detectamos el problema y la falla eléctrica, y tratamos de solucionar el problema. Por ejemplo, si vemos un hogar que carece de un disyuntor, les explicamos a sus moradores la importancia de su instalación, puesto que es esencial ya que salva vidas», preciso Jonathan.

Por último, dijo que el proyecto resultó muy exitoso, ya que es importante la demanda que reciben desde los distintos hogares. «Hemos sido muy consultados. Tuvimos una gran cantidad de llamados, por lo que vamos seleccionando y nos dirigimos a las viviendas de menores recursos. Pero repito, lo más importante es que los jóvenes adquieran las distintas capacidades a través de la experiencia del trabajo. ¿Qué cosa puede ser mejor que aprender ayudando?”, reflexionó a modo de cierre el docente.

Download PDF

Click para descargar o imprimir la nota

La información justa siempre con vos!

MÁS LEÍDAS

MÁS LEÍDAS

Noticias Relacionadas

¡Bienvenido de nuevo!

Inicie sesión en su cuenta a continuación

Recupera tu contraseña

Ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico para restablecer su contraseña.

Agregar nueva lista de reproducción