Bonadio aceptó como arrepentido a Manzanares, el contador de los Kirchner

Finalmente, el juez Claudio Bonadio homologó el acuerdo y aceptó bajo la figura de arrepentido al histórico contador de Néstor y Cristina Kirchner, Víctor Manzanares, quien está detenido por la causa Los Sauces. También se encuentra procesado en la causa Hotesur y en la causa de Los Cuadernos

De su declaración, que fue incorporada al expediente de la causa, se desprenden detalles claves para esclarecer como habrían sido muchas de las maniobras de lavado de dinero que, de acuerdo a la investigación, habría llevado adelante el matrimonio presidencial.Con este nuevo testimonio, tanto el juez como los fiscales Carlos Stornelli y Carlos Rívolo podrán llevar adelante nuevas medidas judiciales.

Manzanares permaneció un año y medio detenido hasta que, finalmente, decidió presentarse como arrepentido. En sus declaraciones, que constan de 30 páginas, da cuenta de quiénes participaron en la compra y venta de empresas de distintos rubros, cómo el ex secretario Daniel Muñoz juntaba plata como para llenar una pileta de natación, cómo se compraron hoteles que están siendo investigados en otras causas e incluso cómo se gestó el cuestionado sobreseimiento de los Kirchner que dictó el entonces juez Norberto Oyarbide en el año 2009.

Entre sus dichos, dijo que la conocida cifra de 70 millones de dólares invertidos en propiedades a nombre de testaferros de Muñoz es solo referida a las inversiones en el exterior, pero que en Argentina se blanquearon unos 130 millones de dólares.

Señaló también a Sebastián Eskenazi por haber recibido dinero que fue trasladado desde Santa Cruz hasta Buenos Aires. Según declaró el excontador, Daniel Muñoz le contó cómo se hizo ese movimiento.