Buscan financiamiento para Contingencias Climáticas, Manejo del Fuego y riego en fincas

Mendoza busca el financiamiento del Banco Mundial por 11 millones de dólares para proyectos que tienen que ver con el agro, puntualmente para dotar de infraestructura al Programa de Manejo del Fuego, de tecnología a la Dirección de Agricultura y Contingencias Climáticas, y además construir reservorios en fincas para regular la distribución del agua.
Así lo contó Alejandro Zlotolow, subsecretario de Agricultura y Ganadería provincial, en FM Vos (94.5). “Estamos solicitando asistencia financiera para dos programas, uno es gestión de riesgos asociados al cambio climático y el otro es Prodeca, de desarrollo de la cadena caprina”.
Hace unos días se recibió a una misión del Banco Mundial que visitó la provincia para avanzar en la puesta en marcha del Programa de Gestión Integrada de Riesgos Agropecuarios (Girsar) con ese financiamiento.
“El primer proyecto es de manejo del fuego, enfrentar con tecnología, mejoras de infraestructura y equipamiento el fenómeno de los incendios, reforzar nuestras bases y el equipamiento. El segundo es la mejora del sistema de Contingencias Climáticas, radarización, estaciones meteorológicas nuevas y actualizar el equipamiento de los aviones de la Lucha y otras mejoras de sistemas informáticos para tener información más certera. El tercer proyecto es la posibilidad de construir reservorios, en conjunto con Irrigación, para el riego acordado; son reservorios comunes que los productores pueden instalar en sus fincas para regular la distribución del agua”, detalló Zlotolow.
Los enviados del Banco Mundial recorrieron días atrás el Sur mendocino, que es donde mayor impacto tendrán los proyectos.
El proyecto de modernización del sistema hídrico provincial (riego acordado) consiste en la construcción de reservorios sobre la cuenca del río Diamante (40.000 m3) y sobre la cuenca del río Tunuyán Inferior en el canal reducción Los Andes (350.000 m3). Los beneficiaros son 169 y 870 productores, respectivamente.
Por otra parte, técnicos del INTA Rama Caída y del Clúster Ganadero presentaron una propuesta para implementar un seguro por sequía para el sector ganadero, a partir de la determinación por imágenes satelitales de anomalías del índice verde.
Tras la presentación de los proyectos, la misión del Banco Mundial mostró su conformidad con el trabajo local.