Chau a las rejas de la Plaza de Mayo

El presidente electo, Alberto Fernández, se reunió ayer con el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, y con el vicejefe, Diego Santilli, en sus oficinas de Puerto Madero, donde hablaron de temas de la competencia Nación-Ciudad y de las rejas de la Plaza de Mayo.
El mandatario de la Ciudad y su número dos arribaron a las oficinas de Puerto Madero pasado el mediodía, y estuvieron allí por una hora y cuarto.
Según informaron fuentes del Frente de Todos, el presidente electo y el jefe de Gobierno dialogaron sobre las rejas que dividen la Plaza de Mayo, y Rodríguez Larreta le confirmó a Fernández que serán quitadas. Ese había sido un pedido del líder del Frente de Todos, para despejar el acceso a la Casa Rosada para el día de su asunción.
La reunión se interpretó como una señal de convivencia entre la nueva administración nacional y la gestión porteña de cara a los próximos cuatros años, en los que Fernández ocupará la Nación y Rodríguez Larreta desarrollará su segundo mandato en la Ciudad.