Clubhouse lanza su app en versión beta para Android

Clubhouse acaba de lanzar la versión beta de la red social de voz para Android, que hasta ahora era exclusiva para iPhone. En un despliegue paulatino, la aplicación para teléfonos con el sistema operativo de Google llegará primero a los usuarios de Estados Unidos.

“En las próximas semanas nuestro objetivo estará en analizar el feedback de los usuarios para resolver los problemas e inconvenientes que detectemos. Luego sumaremos las diferentes funciones, como pagos y creaciones de salas antes del despliegue masivo”, dijo la compañía en un comunicado publicado en su blog oficial. A su vez, el despliegue de la versión de Clubhouse para Android comenzará en Estados Unidos y en aquellos mercados de habla inglesa mediante un acceso previo a las versiones beta que ofrece la tienda Play Store de Google.

Como ocurrió con los dispositivos de Apple, la versión de Clubhouse para Android se podrá acceder mediante un sistema de invitación, ya que no estará abierto para todo el mundo. “Es una medida que adoptamos para tener un crecimiento sustentable de la plataforma”, dijeron desde la compañía sobre esta modalidad de registro y uso de la aplicación.

Clubhouse es una red social que se rodeó de un halo de exclusividad para atraer la atención del sector tecnológico. Con una premisa simple que busca aprovechar el avance de los podcasts, esta nueva plataforma busca conectar sin fotos ni videos: sus miembros se conectan con fragmentos de audio. De esta forma, la plataforma atrajo las miradas de las compañías del sector, que no dudaron en incorporar funciones similares a Clubhouse. Twitter implementó Spaces, mientras que Facebook, Spotify, LinkedIn e Instagram, entre muchas otras, desarrollaron sus propias salas de audio.

Invitaciones

A la red social no se ingresa como Instagram, creas una cuenta y empiezas a escribir o a participar en ella. No, hace falta invitación. Es un club solo para invitados y necesitas que alguien “de dentro” te permita entrar. Cualquier persona con una cuenta de Clubhouse recibe dos invitaciones de inicio. Esas dos invitaciones puede darlas a quien quiera. Es decir, un usuario que ya está dentro puede usar sus dos invitaciones para invitarte a ti. Sin invitación no entras y por eso se han convertido en un producto cotizado y exclusivo, con personas que incluso se ofrecen a pagar en Internet por una invitación a la red social de moda.