Detienen a cientos de estudiantes en Francia

Crece la indignación ante el video del arresto masivo de estudiantes en Francia, que supuestamente hacían parte de las protestas de los chalecos amarillos. En el video se observa a jóvenes de un liceo de Mantes-la-Jolie, un suburbio del oeste de París, de rodillas con las manos en la cabeza o contra un muro, vigilados estrictamente por la policía.

El ministro de educación de Francia, Jean-Michel Blanquer, anunció el inicio de una investigación. «La imagen es muy chocante», dijo el ministro, refiriéndose al video. Sin embargo, pidió «cautela» a la hora de interpretarlas, pues Francia se encuentra en un clima de violencia poco visto, y todo empezó con jóvenes que no estudiaban en el liceo, sino unos «profesionales de la violencia», que arrastraron a algunos alumnos y atacaron a la policía.

Sin embargo, recalcó que se llevará a cabo una minuciosa investigación. La mayoría de los jóvenes arrestados ya han sido puestos en libertad. Por su parte, el presidente del Partido Socialista, Olivier Faure, dijo que «nadie se merece esta humillación», pero llamó a la calma, preocupado por la ola de violencia que sacude a Francia.

La gente se pregunta por el presidente Macron, que no se ha pronunciado desde su regreso de la cumbre del G20 en Argentina. Sobre esto el presidente de la Asamblea Nacional, Richard Ferrand, dijo que Macron hablará a principios de la próxima semana. Según Ferrand, el presidente ha guardado silencio para no «atizar el fuego», ante la perspectiva de una nueva ola de protestas el sábado.

Las protestas de los chalecos amarillos iniciaron cuando el gobierno anunció una subida a los combustibles. Pronto se extendieron por toda Francia y la capital, París, fue testigo de una violencia no vista desde los años sesenta. El sábado se ha dispuesto el cierre de la Torre Eiffel, el Museo del Louvre y otras atracciones turísticas.