Detuvieron e imputaron por homicidio culposo al chofer de la tragedia de la Ruta 2

El chofer del micro que volcó en la Ruta 2, en el partido bonaerense de Lezama, cuando transportaba un contingente de alumnos de la Escuela primara 41 de Benavídez a su viaje de egresados, fue detenido este mediodía por el delito de homicidio culposo, a pedido del fiscal Jonatan Robert, a cargo de la causa.

Alberto Gustavo Maldonado, de 48 años, oriundo de Tigre, con 20 años de experiencia en empresas de transporte de acuerdo a sus registros, empleado de Silvicar, también está imputado por el delito de lesiones: varias víctimas sufrieron politraumatismos graves y dos niños debieron someterse a amputaciones.

Por lo pronto, la hipótesis apunta a un supuesto error humano. El test de alcoholemia a Maldonado, según fuentes policiales, dio negativo.

«El micro muerde la banquina, el conductor realiza una maniobra para intentar colocar el micro nuevamente en el pavimento y no lo logra. Eso es lo que más o menos dictaminan los peritos, aunque todavía están trabajando en el lugar», explicó el fiscal general Diego Escoda, de la jurisdicción de Dolores. «Se me fue, se me fue», habría dicho Maldonado tras el accidente.

Christian González Wang, uno de los socios de la empresa del micro, aseguró esta mañana: «Maldonado es efectivamente chofer regular, está registrado, nunca tuvo problemas». «De mi parte, el coche estaba en perfectas condiciones, tenía habilitación, Maldonado estaba registrado». Wang, al momento de esta comunicación, esperaba el contacto del fiscal Robert mientras llegaba a Lezama para interiorizarse de la situación.

Andrés, chofer de otro micro y testigo del hecho, afirmó: «Yo venía atrás y vi una polvareda en una curva que no era muy jodida; paramos a cinco metros y bajé con mi compañero para tratar de sacar a las criaturas», relató. «Fue un desastre».