Director nacional de Migraciones habló del permiso que habrá que sacar para entrar a Europa

Horacio García, titular de la Dirección Nacional de Migraciones, se refirió al permiso que desde 2021 los argentinos deberán tramitar para ingresar a Europa. Afirmó que es para mayor seguridad, valdrá 7 euros y tendrá una vigencia de tres años.
El trámite será obligatorio para entrar desde el año 2021 a los países miembros del espacio Schengen de Europa, un acuerdo por el cual estos estados suprimieron los controles fronterizos.
“Es un permiso de viajes que están pensando desde 2016 en Europa y el espacio Schengen, que son 26 países de Europa y que han suprimido los controles fronterizos, fijó este mecanismo por cuestiones de seguridad. Esto hace que 61 países que no necesitan visa para ingresar, igual tengan que sacar el permiso de viaje. Este espacio estuvo sacudido por hechos vinculados al terrorismo y el crimen internacional, y ponen este formulario que va a ser distinto para cada país, se pagan 7 euros y ellos se aseguran de que la persona que viene no tiene una vinculación con la criminalidad”.
El funcionario nacional, que habló en exclusiva con FM Vos (94.5), se mostró de acuerdo con este trámite, ya que juega a favor de la seguridad.
“De esta forma lo que hacen es paliar costos que tienen que ver con el API, que es la información anticipada de pasajero, que lo tenemos nosotros. Por ejemplo, cuando se cierra un vuelo en Roma y se sabe quiénes son los pasajeros y uno puede hacer un trabajo con Interpol, Registro Nacional de las Personas, eso mismo es lo que quieren hacer en el espacio Schengen”, indicó.
García añadió que “Interpol tiene 160 millones de restricciones promedio en el mundo, se sabe si esa persona tiene problemas de reincidencia, de documentación en Renaper, de Migraciones si es extranjero, hay más seguridades, es un mundo más organizado y más lógico. Que el mundo tome recaudos con la seguridad no está mal, nosotros tenemos un prurito y constantemente nos preguntamos si el Estado puede controlar; tenemos que controlar, el control hace a los países más seguros y amigables”.

Compartir
Artículo anteriorAlumnos solidarios
Artículo siguiente¡Qué mundo!