División del Río Atuel en Dos Subdelegaciones

Actualmente el río Atuel tiene una subdelegación de aguas con sede en el departamento de General Alvear, lo que hace que el manejo de los cuatro canales del Atuel superior que nacen del río antes de que comience el Marginal del Atuel que toman sus caudales directamente del cauce del río, sean administrados desde General Alvear, lo cual origina que los regantes de varios distritos de San Rafael, tengan que trasladarse de 60 a 90 kms para ser atendidos sus reclamos por la autoridad superior del río, ello a pesar de que la subdelegación tiene una oficina en Salto de Las Rosas para solucionar problemas de bajo perfil administrativo.
Este estado de cosas hace que las obras mayores se prioricen en el Atuel atendido por un canal marginal impermiabilizado, es decir los atendidos por el marginal del Atuel, esto sin considerar los intereses turísticos provenientes de la explotación del Cañón del Atuel que sufre de las interrupciones de dotación del agua según se decida en General Alvear cuando es fácil advertir que la varias zonas del Atuel superior se pueden realizar a bajo costo reservorios de aguas tal como se están haciendo en el río Mendoza, para mantener en forma permanente los caudales inferiores del río sin variaciones que afecten el embalse de aguas necesarias para época de escasez hídricas.
Esta el antecedente del rio Tunuyán tiene dos subdelegaciones de aguas, en La Consulta –San Carlos- y la otra en la ciudad de Rivadavia, o sea el Tunuyán Superior y el Inferior, situación que es dable establecer para el caso, con la diferencia que esto no representa costos extra para el Departamento General de Irrigación, ya que las inspecciones de cauce se mantendrían en el estado actual, y las funciones de delegado las ejercería el actual subdelegado del río Diamante, desde donde se pondrían proponer las nuevas políticas de obras, tales como revestimiento de canales primarios y secundarios, reservorios de aguas que puedan permitir el escurrimiento de la zona turística, y así también en su caso la optimización de la generación de energía de la central de Nihuil lV.
Creo que las autoridades de irrigación central y la opinión pública en general deben tomar interés en este tema, como así también las entidades intermedias de nuestro medio, en beneficio de la economía regional de San Rafael

Egidio Donati Hinojosa.