SECCIONES
  • Un hombre con pereza es un reloj sin cuerda. | Jaime Balmes

martes 7, de diciembre , 2021

Drama en pleno centro de Mendoza: una menor llegó ensangrentada a un bar y dijo que la violaron

Un dramático caso se vivió la noche del lunes en del microcentro mendocino. Una chica de 17 años llegó ensangrentada y con signos de violencia a un bar, generando preocupación entre los presentes. Les pidió auxilio a los empleados, alcanzó a decirles que la habían raptado y violado y se desmayó

Como informa el Sol, tras la intervención policial, la joven fue trasladada al Hospital Lagomaggiore y un examen preliminar constató una serie de lesiones compatibles con lo que había detallado previamente.

Desde la Justicia dispusieron que se le realizaran los peritajes de rigor y la causa quedó a cargo del fiscal de Delitos Contra la Integridad Sexual Darío Nora. 

En tanto, reinaba preocupación entre las autoridades porque se han denunciado varios casos de abuso sexual en la vía pública en los últimos meses. 

Rapto y pedido de auxilio

La información a la que accedió El Sol sostiene que pasadas las 23, trabajadores del bar, ubicado en avenida San Martín al 1100, se sorprendieron cuando observaron entrar a una adolescente tambaleando, golpeada y ensangrentada.

Los presentes fueron a auxiliarla y la chica se desmayó en los brazos de una empleada, agrega. 

Tras algunos minutos, recuperó el conocimiento y alcanzó a contarles que horas antes había sido interceptada por sujetos en un auto, cuando iba por calle Uruguay de San José, en dirección a la Escuela Técnica Nº 4-118 Enet, a la cual asiste.

En su relato agregó que los sospechosos la golpearon y la cargaron al rodado, donde habría sido abusada, ya que no lograba recordar mayores detalles.

Luego, los sujetos la dejaron en las cercanías de Estación Terminal Mendoza (ETM) y deambuló pidiendo auxilio hasta llegar al bar céntrico.

La adolescente fue asistida en el Hospital Lagomaggiore.

Hasta ese lugar llegaron uniformados que solicitaron una ambulancia del Servicio de Emergencias Coordinado (SEC), la cual trasladó a la víctima hasta el citado centro asistencial de oeste. 

Allí, fue revisada por los médicos, ya que la estudiante sostuvo que tenía mucho dolor en el cuerpo. A través de una revisión superficial, se constató que tenía escoriaciones en la mejilla derecha, indicaron fuentes policiales.

En el lugar también trabajó personal de la Unidad Investigativa Departamental Capital (UID), que entrevistó a los testigos y solicitó el desgrabado de las cámaras de seguridad de la zona, para reconstruir el trayecto que hizo la denunciante.

Tras ser asistida en el nosocomio, se citó a la menor junto a su madre para radicar la denuncia correspondiente y así realizar los peritajes para verificar las posibles lesiones por abuso sexual. 

Peligro en las calles

Las denuncias de abuso sexual callejero han mostrado un crecimiento en el último tiempo y generan preocupación en la población y las autoridades a cargo de la seguridad en el Gran Mendoza.

El jueves pasado, un sujeto intentó abusar a una mujer en el Parque Nicolino Locche, en la Sexta Sección. Ante la resistencia de la víctima, la golpeó y se dio a la fuga. 

Conmocionada por el hecho, la mujer debió ser reanimada y hospitalizada porque sufrió una insuficiencia respiratoria.

Otro caso similar tuvo lugar la noche del lunes 11 de octubre en las cercanías del barrio San Martín, sobre el puente que conecta con el Hospital Lagomaggiore. 

En ese lugar, una joven, de 23 años, fue engañado por un hombre que le pidió ayuda para sacar un celular que se le había caído al zanjón.

La escena del intento de abuso del jueves, en el Parque Nicolino Locche

Una vez que bajaron al canal de riego, la sujeto del cuello con una campera y la vejó. Debido a la asfixia la joven perdió el conocimiento. 

Vecinos de la zona la auxiliaron y lograron atrapar al presunto autor, a quien le dieron una paliza antes de ser detenido por policías. 

Por último, el martes 31 de agosto una joven, de 18 años, denunció que fue raptada por dos individuos cuando esperaba el colectivo en calles Lavalle y Las Heras de Godoy Cruz.

Los autores la subieron a un auto y perdió el conocimiento. Luego, la dejaron calles Estrada y Aramburu de Guaymallén. Tenía escoriaciones en los brazos, el abdomen y los hombros. 

Fuente y fotos: Gentileza El Sol

La información justa siempre con vos!

Noticias Relacionadas

¡Bienvenido de nuevo!

Inicie sesión en su cuenta a continuación

Recupera tu contraseña

Ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico para restablecer su contraseña.

Agregar nueva lista de reproducción