Economista opinó sobre las medidas que tomaría el presidente electo

El economista de la consultora Evaluecon José Vargas opinó sobre los trascendidos que señalan cuáles serían algunas medidas económicas del gobierno electo de Alberto Fernández, tras asumir el 10 de diciembre.
Se ha hablado de un acuerdo económico y social en el que estarían inmersos diferentes sectores, como el empresariado, los sindicatos y representantes del Gobierno nacional. En diálogo con FM Vos (94.5) y Diario San Rafael, Vargas expresó que es importante tener en cuenta quiénes pueden llegar a integrar el equipo económico que forme Fernández, qué piensan sus integrantes y qué vienen diciendo. “Es cierto que se habla de un acuerdo social y político. Una de las principales patas del acuerdo es la Unión Industrial (a nivel nacional), el sector de la CGT (por el lado de los trabajadores) y el Gobierno nacional, para lograr mínimamente un acuerdo dentro de los 90 días en cuanto a precios, salarios, es decir, congelar los salarios y los precios durante 90 días y en base a eso se le dé la posibilidad al Gobierno de implementar una serie de medidas para estabilizar la economía”, dijo.
Aclaró que hay sectores sindicales que estarían más de acuerdo que otros en el congelamiento de salarios, incluso los técnicos que asumirán con Alberto Fernández probablemente estén analizando los dos aspectos (qué pros y qué contras tiene cada uno de ellos).
La expresidente del Banco Central, Mercedes Marcó del Pont, habló de “desdolarizar la economía”. Al respecto, Vargas señaló que podría generarse un doble mercado cambiario: uno financiero y uno comercial, lo que serviría para descomprimir la situación actual, pero que a mediano plazo complicaría las cosas pues aumentaría la informalidad cambiaria existente. “No es una solución, sí es un aliciente para la situación actual. También considera Marcó del Pont que el cepo –tal cual está colocado– es una muy buena opción, con lo cual uno termina de entender que este megacepo estaba medianamente consensuado con quien hoy es el presidente electo”, advirtió, y agregó que teniendo en cuenta que muchos de nuestros insumos son dolarizados, “no se puede desdolarizar la economía del todo”. “Se puede, en algunos aspectos, pesificar la economía un poco más, pero desdolarizarla no se puede”, opinó.
Lamentó que el Gobierno que asumirá sabe que tiene una “bomba con muchísimos cables rojos” y que, por ahora, no sabe cuál es el cable rojo que debe cortar.