El drama que vive un andinista griego varado en Mendoza

Acompañó a un compatriota que falleció en el cerro Aconcagua. La justicia investiga la muerte y le negó la salida del país. Hace 45 días que vive en un hotel.
Desde hace 45 días, el guía de montaña griego Panagiotis Kotronaros se encuentra varado en Mendoza sin posibilidades de retornar a su país. La Justicia le retiene el pasaporte tras la muerte de su compatriota, el andinista Dimitrios Konstantinou, en el cerro Aconcagua. Pese a la intervención de la Embajada griega, la dilación en la investigación lo retiene en la provincia.

El 14 de enero, Konstantinou, de 59, falleció por causas que aún se investigan en el paraje denominado “Filo de Guanaco”, a unos 6.800 metros. Su cuerpo fue rescatado cinco días después debido a las condiciones climáticas.

Pese a que los restos del hombre que se desempeñaba como médico neurólogo fueron repatriados el 10 de febrero a la ciudad de Patras, el jefe de la expedición continúa en la provincia esperando ser citado para declarar. Está hospedado en un hotel céntrico afrontando los gastos de la estadía y manteniéndose como puede.

“Si soy culpable que me pongan en la cárcel, me den comida y alojamiento gratis. Si soy inocente que me permitan regresar a Grecia. No entiendo por qué aun sigo acá”, sentenció Panagiotis a El Sol con impotencia explicando la situación a la que él denomina: la odisea de volver a casa.