El Tribunal Superior de Justicia de Neuquén confirmó la prisión perpetua a los asesinos de Fernanda Pereyra

La sentencia quedó firme

A nueve meses de haber sido declarados culpables por la decisión de un jurado popular de Neuquén, el Tribunal Superior de Justicia de esa provincia confirmó la prisión perpetua a los cuatro responsables del brutal crimen de la sanrafaelina Fernanda Pereyra, ocurrido el 20 de julio de 2017 en la localidad de Rincón de los Sauces.
Tras distintas apelaciones al fallo inicial que realizaron los defensores de Osvaldo Castillo, Luciano Hernández, Diego y Fabio Marillán, con este nuevo revés se les acabaron las instancias a nivel provincial y quedó firme la sentencia condenatoria emitida en primera instancia.
Castillo, Hernández (ex pareja de Pereyra) y los hermanos Marillán deberán cumplir la pena máxima que establece el Código Penal en un establecimiento carcelario de Neuquén, tras haber sido hallados culpables del delito “homicidio agravado por el concurso premeditado de dos o más personas y aborto”, esto último teniendo en cuenta que Fernanda estaba embarazada.
El crimen de Pereyra conmocionó a la sociedad neuquina y también a la de San Rafael, teniendo en cuenta que la joven tenía a parte de su familia residiendo en nuestro departamento, donde precisamente había estado poco antes de ser asesinada.
El 20 de julio de 2017, tras haber sufrido gravísimas amenazas por parte de su ex pareja, Luciano Hernández, Fernanda fue secuestrada. La introdujeron en un vehículo utilitario, fue golpeada y asesinada de varias puñaladas. Luego, sobre la Ruta Provincial 6 (une Rincón de los Sauces con Neuquén capital), fue incinerada y su cuerpo abandonado en un descampado.
Rápidamente la Policía de Neuquén, bajo órdenes de la Justicia de esa provincia, logró reconstruir lo sucedido e identificó a los asesinos de Fernanda, quienes convivían en una propiedad donde –se supo luego– practicaban ritos satánicos y rendían culto a “San La Muerte”.
En la causa estuvo involucrada Andrea Peruca, novia de uno de los implicados, quien había sido condenada en primera instancia pero luego absuelta por decisión de un Tribunal de Impugnación en septiembre del año pasado.