En enero una familia mendocina necesitó más de $22 mil para no ser pobres

Un relevamiento realizado por la Dirección de Estadísticas e Investigaciones Económicas de Mendoza (DEIE) expuso que durante el mes de enero, una familia tipo mendocina necesitó de $ 22.661,18 para no caer por debajo de la línea de pobreza. En tanto, para no ser indigentes, se necesitó de 8.487,33.

Se trata de los nuevos valores de la Canasta Básica de Alimentos y de la Canasta Básica Total. La primera incluye a los bienes que satisfacen las necesidades nutricionales de las personas, y por ende, los hogares que cuenten con un ingreso menor al valor de la CBA se consideran pobres extremos o indigentes.

En tanto, la segunda representa el conjunto de bienes y servicios que satisfacen las necesidades comunes de la población, teniendo en cuenta los hábitos de consumo de una población determinada. Por lo tanto, los hogares que cuenten con un ingreso menor al valor de la CBT se consideran pobres.

La DEIE considera una familia tipo un matrimonio y dos hijos, quienes necesitaron de más de 22.500 pesos para no caer por debajo de la línea de pobreza.2

Fuente: Jornada