Familiares y amigos marcharon en pedido de Justicia por Florencia Romano

 

Este martes se cumplió un mes desde la última ves que fue vista con vida Florencia Romano, la adolescente de 14 años que fue brutalmente asesinada en Maipú. Debido a esto, familiares y amigos convocaron a una marcha a las 19 en pedido de Justicia por la joven.

Fue el sábado 12 de diciembre cuando Florencia salió de su casa, en Guaymallén, con aparente destino a lo de una amiga. Sin embago la joven se dirigió a la casa del acusado Pablo Arancibia (33), quien le quitó la vida y luego arrojó su cuerpo en una acequia.

Fue en la rotonda de la Virgen, Guaymallén, donde unas 300 personas, entre familiares, amigos y allegados, se reunieron para pedir Justicia y realizaron una suelta de globos en su conmemoración.

Uno de los presentes fue Matías Romano, hermano de la víctima, quien agradeció a “toda Mendoza” por el acompañamiento. “Todo el pueblo vino a acompañarnos, me sorprendió la cantidad de gente que vino. Queríamos recordar todos los momentos lindos que vivimos con Flor”, añadió.

El crimen de la adolescente causó una gran conmoción en la sociedad, más aún teniendo en cuenta que un vecino de Arancibia llamó al 911 para denunciar un caso de violencia de género. Sin embargo, la comunicación fue desechada y por ello la Policía quedó en el ojo de la tormenta.

La causa actualmente tiene dos imputados: Arancibia por el femicidio, y Soledad Herrera, la operadora de la línea de emergencia 911, por abandono de persona en contexto de violencia de género en concurso ideal con incumplimiento de los deberes de funcionario público. Por esa causa la mujer arriesga una pena de entre 3 y 10 años de prisión.

Fuente: Jornada

Foto: Diario Uno