Frase

La mayoría de los hombres en el poder se vuelven malos.| Platón