Guillermo Ferraris: “Hubo más incendios pero se quemó menos superficie de campo”

Todos los años el fuego viene devastando los campos en el Sur mendocino, y las miles de hectáreas que se queman año tras año generan desazón. Afortunadamente, las lluvias trajeron alivio a la sequía imperante y ayudaron a que las hectáreas afectadas en dos meses claves de mediciones, diciembre-enero de 2019/2020, sean sensiblemente menores que las del mismo periodo de 2018/2019.
Sobre los datos y la realidad del sector, el titular del Plan Provincial de Manejo del Fuego, Guillermo Ferraris, dijo a Diario San Rafael que “de acuerdo con el último informe, los números arrojan que se quemaron durante diciembre del año pasado y enero de este año 14.998 hectáreas de campo en Mendoza, debido a haberse producido 41 incendios, 24 en diciembre y 17 en enero. En comparación con 2018/2019, si bien en esa temporada hubo menos incendios, 22 en diciembre de 2018 y 11 en enero de 2019, es decir, 33 en total, se quemaron 11 mil hectáreas más, pues hubo en toda Mendoza 25.998 afectadas por los incendios”.
Añadió que “en el caso de San Rafael, durante este periodo (2019-2020) se registraron 8 incendios, de los cuales 7 sucedieron en diciembre con 434,2 hectáreas afectadas, y en enero de este año hubo uno solo que afectó 946 hectáreas. Por su parte, hubo 10 incendios en 2018-2019, de los cuales 8 fueron en diciembre y se quemaron 3.613 hectáreas, más 2 en enero que afectaron 500 hectáreas del departamento”.
Añadió que “la zona Sur sigue a la cabeza, como siempre, y si bien a primera impresión parecía que fueron menos las intervenciones, viendo los números advertimos que hubo más incendios este último año, pero no fueron tan concentrados como en 2018-2019”.
En cuanto al motivo de los incendios para estos dos meses –datos a nivel provincial–, comentó que “las causas climáticas son las principales”. Por otra parte, en cuanto al estado de alerta, Ferraris indicó que “teniendo en cuenta que en Mendoza casi han precipitado unos 100 milímetros en tres días, que es una barbaridad, ahora hace que el índice de peligro de incendios esté por el piso. Si bien no tengo el dato preciso de San Rafael, sé que son muy bajas las posibilidades de incendio, y hemos salido de la alerta, al menos por 10 días. Para que esto cambie, se necesitan varios días de altas temperaturas y sequía para que vuelva la situación que teníamos”.
Nuevamente desde el organismo instan a los propietarios de campos a que mantengan en condiciones las picadas corta fuego para así poder intervenir ante un suceso y además evitar la propagación de las llamas.