Hace diez años

Se esperaba buena floración en los frutales pese al corto período de bajas temperaturas, se completaban las 900 horas de frío que requerían las plantas.
En momentos que personal de una joyería y relojería ubicada a pocos metros del kilómetro cero, se encontraba bajando las persianas de metal del comercio, faltaban apenas unos 80 centímetros, un sujeto “casi niño” colocaba tres llantas de automóvil con los que frenaba el avance de la persiana. El ladrón le aplicaba un mazazo a la vidriera, rompiéndola e introducir más de medio cuerpo en el interior del local y arrebatar tres relojes, para luego escapar corriendo dejando su bicicleta en las inmediaciones y subirse a un Fiat Palio azul que lo esperaba en las cercanías para huir con rumbo desconocido. A pesar del rastrillaje policial no tuvo resultados positivos.

Compartir

¿Piensa que Mendoza ya está en condiciones sanitarias para que abran los gimnasios?

Artículo anteriorBuscan recuperar vieja estructura ubicada en el parque Norte
Artículo siguienteDescubrieron un aguantadero de bienes robados en Alvear