SECCIONES
  • Elige un trabajo que ames, y no tendrás que trabajar un solo día de tu vida. | Confucio

sábado 4, de febrero , 2023

Investigan el aborto clandestino a una joven: al feto le dieron cristiana sepultura

La Justicia investiga el caso de un aborto clandestino a una joven de 18 años en Lavalle. La chica fue llevada a un nosocomio por su madre, quien aseguró que desconocía que su hija estaba embarazada.

Cuando policías fueron a requisar la vivienda, descubrieron que la pareja de la mujer le había dado cristiana sepultura al feto. Debieron desenterrarlo para trasladarlo al Cuerpo Médico Forense (CMF) a fin de practicarle la autopsia.

Todo comenzó el sábado a las 17.40, cuando la muchacha ingresó acompañada de su progenitora al Hospital Lagomaggiore.

La joven presentaba un sangrado en la zona genital y aseguró que había perdido un embarazo. Pese a eso, su madre explicó a los médicos que desconocía que el estado en el que se encontraba su hija.

Cuando los profesionales de la salud la revisaron, constataron que dentro del vientre tenía la placenta y no el feto, por lo que le realizaron un degrado y quedó internada en ese centro asistencial de Ciudad Mendoza.

Personal policial que estaba de guardia en el efector público, entrevistó a la madre de la chica y explicó que salió de su casa el martes y regresó ese sábado al mediodía.

En un momento, fue a verla a su habitación y la encontró recostada, con la ropa llena de sangre y gritando de dolor. Acto seguido, advirtió que el cuerpo del bebé estaba envuelto en una sábana al costado de la cama y no tenía signos vitales.

Debido a que advirtió que había perdido un embarazo y tenía fiebre, decidió trasladarla hasta un Centro de Salud lavallino y desde allí la derivaron en ambulancia al Lagomaggiore.

Cuando los detectives que intervinieron el caso le consultaron a la progenitora dónde estaba el feto, explicó que había quedado en la casa de su pareja para darle cristiana sepultura.

Los pesquisas se dirigieron hasta el domicilio de calle Hierros, localizado dentro del puesto San Ceferino, en la localidad de San José.

Allí constataron que el hombre había rociado con agua bendita los restos y los había enterrado en el patio. Por eso, la Policía Científica trabajo en la escena para recuperar el pequeño cadáver.

Fuente: El Sol

Download PDF

Click para descargar o imprimir la nota

La información justa siempre con vos!

MÁS LEÍDAS

MÁS LEÍDAS

Noticias Relacionadas

¡Bienvenido de nuevo!

Inicie sesión en su cuenta a continuación

Recupera tu contraseña

Ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico para restablecer su contraseña.

Agregar nueva lista de reproducción