Irrigación

El superintendente general de Irrigación, Sergio Marinelli, aceptó la renuncia del director de Gestión Institucional del organismo, Edgardo Juárez, quien el sábado 2 de mayo tuvo un accidente con un vehículo oficial en Luján.
Juárez es uno de los empleados de planta de Irrigación que Marinelli puso al frente de cargos políticos desde el inicio de esta gestión, en abril de 2017. Entre las funciones que tiene el director de Gestión Institucional está la del manejo de recursos humanos (lo que le ha valido a Juárez enfrentamientos con el personal y el gremio por su dureza en la aplicación de algunas reglas), y también le corresponde dirigir y controlar servicios generales. Esto incluye las instalaciones en diques, por lo que son habituales los controles como los que él adujo haber hecho ese sábado en el dique Cipolletti.
No obstante, junto a un escrito con el detalle de lo sucedido, también puso a disposición su renuncia, que fue aceptada mientras se está llevando adelante una investigación sumarial, en vista de que se presta para dudas el día y la hora del accidente.

Compartir

¿Cree que fue correcto que el diputado salteño Juan Ameri renunciara luego del escándalo con su novia durante la sesión de la cámara legislativa nacional?

Artículo anterior“No hay mal que por bien no venga”
Artículo siguienteEfemérides