Irrigación firmó un convenio para que el riego sea más eficiente

El Departamento General de Irrigación de la Provincia continúa trabajando en lograr que el riego en zonas cultivadas sea lo más eficiente posible debido a la poca agua que hay en Mendoza.
Esta semana, este organismo firmó un convenio de cooperación con ACOVI (Asociación de Cooperativas Vitivinícolas Argentinas), lo cual tendrá impacto directo en productores agrícolas sanrafaelinos.
Sobre este acuerdo, en FM Vos (94.5) dialogamos con el superintendente de Irrigación, Sergio Marinelli. «Venimos trabajando con todas las entidades, sobre todo del sector agrícola, y buscamos mejorar la eficiencia en el riego. Esta entidad (por ACOVI) recorre las fincas y brinda asesoramiento, nosotros también hicimos algunas visitas con ingenieros para asesorar, ya lo hicimos en el Atuel y ahora lo haremos en el río Diamante», empezó diciendo el funcionario.
Por otro lado, el agrimensor habló de futuras obras. «Vamos a ver en qué cuencas podremos desarrollar obras y buscar el financiamiento correspondiente, siempre buscando la eficiencia en la ocupación del agua», indicó.

También priorizan
el turismo
El agua de cauces naturales no solo es importante para el riego de los campos, sino también para desarrollar el turismo, sobre todo en época veraniega, en lugares como Valle Grande, por ejemplo.
En este punto, Marinelli expresó que la idea es tener una mesa de trabajo que abarque todos los sectores.
«Estas formas de regar ayudan a los espejos de agua, se va administrando el agua y este año trabajaremos en una mesa en conjunto con productores y agentes de turismo para que la eficiencia en el riego también permita el desarrollo de actividades turísticas. Veremos si se realizan algunas tareas con máquinas en los ríos, en la parte donde hay menos corriente de agua», manifestó el superintendente.
La sequía que afronta Mendoza, sumado al poco deshielo de la cordillera, hacen que el nivel de agua sea incluso menor al obtenido en 2018.
El titular de Irrigación entiende esta situación y afirma que no puede garantizar que no haya cortes en algunos ríos. «Hay mucha menos agua que el año pasado y no están los cortes planificados, eso se irá viendo semana a semana y salvo que llueva, se hace todo el esfuerzo para no efectuar cortes en el río Atuel; es imposible garantizar un caudal para el turismo, por ejemplo», sostuvo el funcionario provincial.