Isralíes desaparecidas en Mendoza: ¿Por qué será un día clave para la causa?

La investigación que desarrollan la Justicia y la Policía local por la desaparición de Pyrhia Saroussy (63) y Lily Pereg (54), las hermanas israelíes que no han sido vistas desde el sábado 12, tuvo una fin de semana agitado. Durante el viernes y el sábado se llevó adelante un minucioso registro en la propiedad donde reside Nicolás Gil Pereg (37), hijo de la mayor de las mujeres, que fue el último en tomar contacto con ellas.

Este lunes, los investigadores aguardan los resultados de las medidas que realizó la Policía Científica en la vivienda, por lo que será un día clave para la pesquisa. Asimismo, se espera que se oficialice la colaboración del Ministerio de Seguridad de la Nación como así también de áreas de la Policía israelí, revelaron fuentes judiciales.

Por otro lado, también se conoció que durante esta jornada llegará el marido de Lily Pereg, quien mantuvo comunicación por última vez con ella el viernes 11.

Asimismo, en el fin de semana llegaron otros familiares, entre ellos un hermano de las mujeres, que resultó muy importante para avanzar en la causa. Esto porque los detectives no contaban con una muestra de ADN de algún familiar de Lily y Pyrhia, ya que el hijo de esta última se negó a realizarse la extracción.

Ahora, los especialistas podrán cotejar las pruebas que fueron levantadas en la casa de Nicolás Gil Pereg, tomadas de diversas manchas hemáticas, así como también de diferentes tipos de capilares hallados en el lugar. Debido a la abundancia de gatos y perros en la propiedad del muchacho, se espera que este lunes los pesquisas cuenten con un adelanto de esas medidas y conozcan, al menos, si las muestras extraídas corresponden a un humano.

Finalmente, se podrá constatar si el cuerpo que fue hallado el martes en El Bermejo pertenecía o no a alguna de las israelíes. Los detectives, prácticamente lo descartan, ya que el estado de descomposición del cadáver evidencia un tiempo mayor que los días que las hermanas llevan sin aparecer, pero aún restaba el cotejo de ADN para desestimar por completo esa posibilidad, explicaron.

En tanto, el personal de Delitos Tecnológicos trabaja sobre los archivos del sistema de cámaras de seguridad del cementerio de Guaymallén, localizado frente a la casa de Nicolás Gil Pereg. En los registros se logró observar al hijo de Saroussy caminando junto a su madre y su tía, cuando se dirigen hacia su domicilio de calle Julio Argentino Roca 6087. La hora a la que fue registrada esa secuencia, coincide con el relato del joven.

No obstante, aún no se logra dar con el momento en que las mujeres salen del domicilio y se dirigen hacia la parada de colectivo para regresar al departamento que alquilaban en el microcentro, según el relato de Nicolás Gil Pereg. Ese instante es determinante para constatar la veracidad de los dichos del hijo de Saroussy, quien aseguró que caminaron por la vereda del cementerio, por lo que las cámaras del mismo deberían haberlas tomado.

El caso

Las ciudadanas israelíes llegaron a Mendoza el viernes y alquilaron un departamento en el centro de Ciudad, precisamente en los apartamentos Reig, en avenida España 1139.

El sábado visitaron a Gil Pereg en su casa de Buena Nueva, Justamente, fue el joven el encargado de denunciar la desaparición de las mujeres en la Oficina Fiscal Nº1 de la Comisaría Tercera de Ciudad.

Cuando fue entrevistado por los investigadores, aseguró que había quedado en pasar a buscarlas el domingo por el edificio en el que estaban parando, pero que cuando fue al lugar no las encontró. Y aclaró que decidió denunciar la desaparición, ya que tanto él como familiares no lograban comunicarse con las mujeres por ningún medio.

Fuente: El Sol