La Asociación Cultural Sanmartiniana de Lobos de Buenos Aires realiza el Cruce de los Andes por el Paso del Planchón

En su paso por san Rafael días pasados, Marcelo Gatti, integrante de la Asociación Cultural Sanmartiniana de Lobos, provincia de Buenos Aires, hizo saber con entusiasmo a FM Vos (94.5) y Diario San Rafael que “nosotros desde hace 7 años y 5 como asociación propia, todos los enero venimos y hacemos el Cruce de los Andes, por el Paso del Planchón. Salimos desde Los Molles, hacemos 190 kilómetros y realizamos ese recorrido. Nosotros somos una Asociación Civil que tenemos como principal actividad realizar el Cruce de los Andes. Además organizamos concursos de historia, muestras fotográficas, nuestra sociedad benefactora es el Asilo y Hogar de terceras personas de edad Nuestra Sagrada Familia de Lobos”.
Agregó que “este proyecto, que es pedagógico de traer jóvenes a la cordillera, surge como motivación de transmitir ese San Martín vivo, ese hombre con dolores y sufrimientos, virtudes y errores, pero que se superó y que dejó de ser General para ser hombre. Me parece que en un mundo donde hoy cada vez la vida tiene pocos valores y todo es descartable, releer nuestra historia grande como la de un hombre como José de San Martín es vital. Releer el cruce de ese macizo andino y darle la libertad a Argentina, Chile y Perú no es poca cosa”, opinó.
Sobre la travesía, sostuvo que “para nosotros es un mes de mucha satisfacción, mucha energía y adrenalina. Todos los años venimos con 40 personas, aunque este año somos 26 personas, debido a las cuestiones de protocolo de pandemia. El treinta por ciento son jóvenes, por lo que para nosotros es un gusto y una felicidad volver a Malargüe todos los años y pasar por San Rafael también”.
En este aspecto, Gatti añadió que “salimos desde Los Molles, vamos a Valle Hermoso y de allí al Valle de Las Cargas y luego pasamos por varios lugares hasta el Planchón. La travesía la realizamos a caballo. Para los chicos es una experiencia inolvidable y para los grandes nos hace pararnos en el tiempo y valorar la tierra madre, la riqueza que tenemos en cuanto a la naturaleza”, concluyó con aclamación.
Vale resaltar que las seis columnas del Ejército de Los Andes que emprendieron el cruce de la cordillera tuvieron una misión específica, pero hubo una, la llamada principal, que iba preparada para enfrentar a la fuerza realista en la cuesta de Chacabuco, tal cual se produjo y había previsto el comandante, general José de San Martín.
La columna del paso del Planchón, con la conducción del teniente coronel Ramón Freire, inició el cruce el 14 de enero de 1817 con 80 efectivos de los batallones 7, 8, 11, a los que se sumaron 25 granaderos a caballo. Los distintos uniformes de cada uno de los batallones desorientaron a los espías españoles que pensaron que ésta era la columna principal.
El objetivo más importante de esta columna fue tratar de hacerle creer a los realistas que eran la vanguardia del ejército, por lo que San Martín aconsejó a Freire que se «retirara» si era atacado «en razón de que será cargado por fuerzas muy superiores».

Compartir

¿Cómo interpreta el escándalo de las vacunas VIP?

Artículo anteriorRecordaron los 204 años del Cruce de los Andes
Artículo siguienteLa OMS advirtió que el mundo está «al borde de un fracaso moral catastrófico»