La vinculación con Agua del Toro: primer paso para recuperar el Cañón del Diamante

La inauguración de la nueva traza de la Ruta 40 entre Pareditas y El Sosneado genera nuevos desafíos, como potenciar todo el sector turístico entre San Rafael y San Carlos a la vera de la cordillera.
Uno de los primeros proyectos en los que se está trabajando es la posibilidad de generar un by pass que permita vincular Agua del Toro con la nueva ruta.
Dentro del paraje se intentará recuperar el barrio Agua y Energía como opción de alojamiento, a la vez que se podrá desarrollar el perilago para la pesca deportiva y las actividades náuticas.
Una vez que se logre generar ese camino entre la Ruta 40 y Agua del Toro, se trabajará desde Vialidad Provincial con la repavimentación de los cerca de 60 kilómetros de la Ruta 150 que comunican Agua del Toro con la Villa 25 de Mayo.
Este sería el puntapié inicial para desarrollar el Cañón del Diamante, que hoy solo se aprovecha hasta Los Reyunos. El primer objetivo sería poner en valor el tramo hasta la zona del Bajo Rosado, donde estaba prevista la construcción de la presa El Baqueano, que ahora se trasladará a la zona de El Imperial.
Se trata de un paso más que importante para que el turismo sanrafaelino pueda seguir generando espacios y alternativas para los visitantes en un mercado que es cada vez más competitivo.

Compartir
Artículo anteriorDjokovic
Artículo siguiente“Un juguete por una sonrisa”