Los combustibles aumentarían 7% luego de varios meses

En los próximos días se definirá un aumento del combustible y la única incertidumbre es sobre cuánto subirá, estimándose una suba del 7% en una primera parte.
El retraso según las compañías petroleras es del 16% por eso se piensa en aumentos escalonados para que impacte menos en la inflación y por ende en el flaco bolsillo de los ciudadanos.
En FM Vos (94.5) y Diario San Rafael opinó Raúl Castellanos, titular de la Cámara de Empresarios de Combustibles.
“Es prácticamente un hecho que habrá un aumento, el último fue en diciembre del año pasado y en ese interín ha subido el dólar y una inflación en el país que encarecen otros costos. El Gobierno ha admitido ese atraso y se está definiendo cuál va ser el aumento”.
Se habla de un 7% de suba que podría ser a fin de mes. Sobre el impacto de la parálisis de la actividad por la cuarentena, Castellanos dijo que “generó una caída de ventas inédita, no se recuerda otra caída de esta magnitud, en abril fue del 70% y en este momento estamos en un 65% de una venta normal, lo cual para las estaciones de servicios particulares es catastrófico”.
Es que, argumentó, “trabajamos con un margen de rentabilidad del 8 o 9% en bruto y requiere de un volumen de venta determinado y estabilidad en ese volumen; el 60% de las estaciones hoy o no tienen rentabilidad o están a pérdida”.
Sobre el aumento, opinó, “no creo que genere un efecto de baja de ventas, el tema son las limitaciones en la movilidad de la gente”.
Los precios de las naftas no se modifican desde el 1° de diciembre de 2019. Las modificaciones posteriores fueron por tributos o costos de biocombustibles, pero no en los márgenes de las empresas. Según Clarín, el decreto que promulgó el “barril criollo” -un precio “sostén” para la producción local- establecía que ese piso podía derogarse si el Brent cotizaba más de 10 días por arriba de los US$ 45. Eso viene pasando en las últimas jornadas.