Los fiscales alemanes creen que Madeleine McCann desaparecida en 2007 «está muerta»

Los fiscales alemanes que investigan a un hombre de 43 años de esa nacionalidad, bajo sospecha de asesinato, dijeron que creen que Madeleine McCann, la niña británica que desapareció en 2007 cuando tenía tres años y estaba de vacaciones con su familia en el Algarve, Portugal, «está muerta», según informaron hoy los principales medios británicos.

Un portavoz de la Fiscalía de Braunschweig en Alemania, afirmó este mediodía en una conferencia de prensa que un detenido por delitos de abuso sexual y que está en una prisión alemana, de quien no reveló su nombre por razones legales, está siendo investigado como sospechoso de la desaparición de la niña, lo que ocurrió mientras sus padres cenaban con unos amigos en un hotel de Praia da Luz.

«Asumimos que la niña está muerta. Estamos hablando de un depredador sexual que ya ha sido condenado por crímenes contra niñas y que está cumpliendo una larga condena», informó Hans Christian Wolters, portavoz de esa fiscalía.

Según pudo saber el diario The Telegraph, el hombre fue identificado por las fuentes en Portugal como Christian Brueckner.

El hombre que está siendo tratado como sospechoso de asesinato es un ciudadano alemán blanco con cabello rubio corto, posiblemente de 1.82 metro de estatura y fue visto en el área alrededor del complejo de Praia da Luz, en la costa del Algarve, en los días y semanas previos a la desaparición de Madeleine el 3 de mayo de 2007.

El fiscal dijo que el sospechoso vivía regularmente en el Algarve entre 1995 y 2007, donde trabajó en el sector gastronómico aunque también cometía delitos, incluidos robos en complejos hoteleros y apartamentos, así como tráfico de drogas.

Los padres de Madeleine McCann que desataron una búsqueda sin precedentes a nivel mundial, consideraron que la aparición de un nuevo sospechoso en la investigación podría ser muy importante para resolver el caso, según Clarence Mitchell, quien representó a la familia desde la desaparición de la niña.

La letrada aseguró que en 13 años no pudo «recordar una instancia en la que la policía había sido tan específica sobre un sospechoso».

«De todas los miles de pistas y posibles sospechosos que se han mencionado en el pasado, nunca ha habido algo tan claro como eso, no solo de una, sino de tres fuerzas policiales», expresó en declaraciones a la BBC.

La policía alemana por su parte, reveló que otras personas pueden tener «conocimiento concreto» de la desaparición de la niña.