Monitorearon algarrobos plantados en los campos afectados por incendios

Personal del Plan de Manejo del Fuego y del INTA estuvieron en el campo El Balde

A principios de enero, el personal del INTA, junto al Plan de Manejo del Fuego, comenzó con la reforestación de los campos afectados por incendios forestales en 2018.
Para esto se produjeron plantines de algarrobos en el vivero que instalaron en la base de Monte Comán, donde se criaron variedades locales y otras de La Rioja y Catamarca.
A finales de enero comenzaron las plantaciones en el campo El Balde, donde se realizó hace días un monitoreo de la situación, y desde el INTA explicaron que “estuvimos recorriendo con Guillermo Ferraris, del Plan Provincial de Manejo del Fuego, y Sebastián Mora, del INTA Rama Caída. Se observan buenos resultados después del primer verano”.
Asimismo, anunciaron que “esta información nos permite mejorar la técnica para la nueva plantación que realizaremos pronto”.
Se espera que los resultados de las plantaciones se verán reflejados en 10 o 20 años debido a que el algarrobo tiene un crecimiento lento y no todos los plantines sobreviven.
Los incendios forestales de campos ocurridos en la primera quincena de enero de 2018 arrasaron al menos 25 campos y una superficie superior a las 170 mil hectáreas en General Alvear y el este de San Rafael.