Ola de calor: cómo evitar incendios forestales en Mendoza

Las altas temperaturas son uno de los factores que pueden ocasionar incendios forestales con la ayuda de la mano humana. Debido a esto, el ministerio de Seguridad brinda medidas de prevención para concientizar a la población y evitar accidentes.

Entre las recomendaciones, las autoridades de la Dirección de Defensa Civil aconseja a la población no hacer fogatas o asados en lugares no aptos o habilitados.

En aquellas zonas que lo permiten, rodear de piedras el fuego para evitar que se extienda, siempre apagar bien las brasas y tener a mano arena, tierra y/o agua.

A su vez, evitar en rutas y/o campos arrojar colillas ni fósforos encendidos y no abandonar botellas u otros vidrios en zonas rurales, ya que con la presencia del sol pueden funcionar como lupa e iniciar el fuego.

También, siempre estar atento a los vientos, viajar siempre con linterna y botiquín y si origina basura, no hay que dejarla en el lugar.

Por otro lado, se recuerda a la población que está prohibida la limpieza de campos a través de la quema, actividad que está inhabilitada por la Ley 26815 de Manejo de Fuego.

Por último, si observa alguna persona sospechosa que pueda causar un incendio avisar al 911.

¿Qué hacer si se detecta un incendio?

  • En caso de ver un incendio, se debe mantener la calma y dar aviso a las autoridades de inmediato (911).
  • Si tiene un plan de emergencia, póngalo en práctica.
  • Actué pero no asuma riesgos inútiles.
  • No se exponga mucho tiempo al humo: puede asfixiarlo y hacerle perder el sentido.
  • Si no sabe cómo actuar, evacue el lugar hacia el lado contrario de las llamas.

¿Qué hacer después?

  • Si localiza al causante, denúncielo.
  • Organícese con las brigadas y vecinos.
  • Siga las instrucciones de la autoridad.
  • Verifique que el fuego esté apagado y organice una guardia de cenizas.
Compartir

¿Cómo interpreta el escándalo de las vacunas VIP?

Artículo anteriorIncendio fatal en Guaymallén: murió una mujer
Artículo siguienteDirector de AstraZeneca criticó el egoísmo de ciertos países