Otra vez el alcohol fue promotor de un siniestro vial en nuestra ciudad

El consumo de alcohol entre quienes conducen vehículos, es una de las principales causas de siniestros viales durante los fines de semana, según afirman las estadísticas viales, no solo en Mendoza sino a nivel nacional.
Ayer, en San Rafael, se produjo un choque en el que, sin dudas, el alcohol fue incidente, pues uno de los protagonistas estaba bajo efectos del mismo y sus reflejos, a la hora de conducir, notablemente disminuidos.
El hecho sucedió el domingo pasadas las 7 de la mañana en la esquina de Córdoba y Tropero Sosa, frente a la plaza del barrio Constitución, donde colisionaron dos automóviles: un Chevrolet Corsa y un Fiat Siena.
Como consecuencia del impacto, el Fiat terminó volcó y terminó con sus cuatro ruedas hacia arriba. En el interior viajaba una mujer, quien debió ser trasladada al hospital Schestakow, pero solo a modo de prevención ya que no sufrió heridas de consideración. En el Corsa viajaba un hombre que resultó estar alcoholizado, según acusó el alcoholímetro cuando se le practicó el correspondiente control.
Las estadísticas en San Rafael son evidentes a la hora de evaluar las multas por alcoholemia positiva, sobre todo en madrugadas de sábados y domingos, que es cuando más personas salen a locales de diversión nocturna.
La problemática radica en que esas personas que beben alcohol y después conducen, se exponen a situaciones como la ocurrida el domingo en el barrio Constitución, donde afortunadamente sólo hubo “chapas dañadas” y no hubo que lamentar lesiones graves en sus protagonistas.