Para Sica, el acuerdo con la Unión Europea traerá «más bienestar para todos los argentinos»

El ministro de Producción, Dante Sica,reafirmó hoy que el acuerdo de libre comercio sellado entre el Mercosur y la Unión Europea (UE) «es una ventana de oportunidad y un cambio trascendental en el rumbo que llevaba la economía argentina», que «marca un antes y un después».

Además, salió al cruce de críticas formuladas desde el kirchenrismo al señalar que la dirigencia de ese sector político es «muy contradictoria» porque, durante su gestión presidencial, había impulsado este entendimiento pero » fueron incapaces de llevar adelante la negociación por la ausencia de una política exterior clara».

«Sin Mauricio Macri liderando esto, hubiese sido imposible alcanzar el acuerdo en tan poco tiempo. Es un presidente que, desde primer momento, se puso como objetivo la integración al mundo y este acuerdo, y, para eso, habló uno por uno con los líderes europeos, convenciéndolos», aseveró el ministro de Producción en declaraciones formuladas esta mañana a radio Continental.

Allí, interpretó las críticas al acuerdo sellado entre el Mercosur y la Unión Europea provenientes del kirchnerismo como «chicanas políticas» o fruto de «una ignorancia con respecto a la incapacidad que han tenido de llevar adelante este acuerdo» durante los mandatos del Frente para la Victoria al frente del Ejecutivo.

«Es una ventana de oportunidad y un cambio trascendental en el rumbo que llevaba la economía argentina», insistió en definir Sica, quien remarcó que el país «era una de las economías más cerradas del mundo y era uno de los desafíos de integrarnos con el mundo».

De hecho, subrayó que, al inicio de la gestión de Cambiemos, la Argentina tenía «acuerdos de libre comercio con menos del 9 por ciento del PBI mundial y, ahora, pasa a tener acuerdos con más del 30 por ciento del PBI mundial».

En este sentido, el funcionario remarcó que el acuerdo Mercosur-UE «representará más inversiones, más comercio, más competencia en el mercado y más bienestar para todos los argentinos», y remarcó que se trata de un acuerdo «muy equilibrado».

Además, consideró «una falacia» a aquellos planteos que señalan que, producto del acuerdo, algunos sectores de la economía pueden extinguirse, y remarcó que «no hay sectores que vayan a quedar excluidos», sino que, por el contrario. «acá todos van a tener oportunidad».

«Tenemos que seguir avanzando, como venimos haciéndolo, en programas que permitan mejorar la competitividad de la Argentina», aseveró el ministro.

En este marco, subrayó que «el gran beneficiario» del acuerdo va a ser «el trabajador, porque vamos a ir hacia una economía que va a generar más empleo y de calidad» y, también, el consumidor porque -sostuvo Sica- «va a tener una gama de bienes a precios mucho más razonables que lo que le proponía una economía cerrada y con poca integración al mundo».