Por el COVID- 19, el Vaticano habilitó la creación online de cardenales

Por primera vez en la historia y debido a la pandemia de coronavirus, el Vaticano decidió hacer a través de una plataforma online parte del próximo consistorio con el que el papa Francisco creará el sábado próximo a 13 nuevos cardenales de ocho países.

Los nuevos purpurados que estén imposibilitados de llegar a Roma para la ceremonia «podrán unirse a la celebración participando en forma remota desde su propia sede, a través de una plataforma digital que permitirá su conexión con la basílica vaticana», informó hoy la Santa Sede en un comunicado.

Cuatro de los 13 cardenales anunciados por el Papa, todos italianos, tienen más de 80 años, el grupo de riesgo más apuntado por los cuidados médicos, mientras de los otros nueve menores de 80, los dos con mayor edad viven fuera de Italia: Celestino Aos, de 75; y Winston Gregory, de 72.

Entre los 13 nuevos purpurados hay seis italianos, un maltés, un español, un estadounidense, un filipino, un ruandés, uno de Brunei y un mexicano.

En el comunicado, el Vaticano agregó que por el momento son dos los cardenales que no participarán en persona de la ceremonia que se hará en la basílica de San Pedro: Cornelius Sim, de Brunei; y José Advincula, de Filipinas.

Según la Santa Sede, en esos dos casos será «un representante del Santo Padre, en otro momento a determinar, que les entregará el sombrero, el anillo y el toro con el título».

Además, el Vaticano dispuso que en la basílica solo haya una presencia de 100 fieles junto a los cardenales, y se omitirá el tradicional «abrazo de paz» entre los purpurados.

A partir del sábado, 73 de los 128 cardenales con derecho a voto habrán sido creados por el papa Francisco.

Por el aumento de los casos de coronavirus, el Vaticano volvió a suspender en noviembre la presencia de fieles en las audiencias generales que el pontífice ofrece los miércoles, que volvieron a realizarse desde la biblioteca del Palacio Apostólico, transmitidas por streaming, como durante la fase más aguda de la pandemia.