Por los comentarios racistas y xenófobos, la UAR sancionó a Matera, Petti y Socino

Uno de los sancionados, el ahora excapitán Pablo Matera

La Unión Argentina de Rugby emitió un comunicado en el que afirmó que “repudia enérgicamente” los comentarios discriminatorios y xenófobos publicados por integrantes del plantel de Los Pumas en las redes sociales.

Si bien las publicaciones de Pablo Matera, Guido Petti y Santiago Socino fueron hace al menos ocho años, las mismas tienen un alto contenido racista que fue muy repudiado en las redes y que obligó “en carácter de urgencia” a una reunión de la Mesa Directiva.

En el escrito, la UAR ratifica su condena “a cualquier expresión de odio”, independientemente de que se traten de mensajes expresados hace algunos años, ya que “no representan la integridad como personas que los tres mostraron durante este tiempo en Los Pumas”.

Por este motivo, desde la Unión Argentina de Rugby resolvieron: “En primer lugar, revocar la capitanía de Pablo Matera y solicitar al staff que proponga a la Mesa Directiva un nuevo capitán. En segundo lugar, suspender a Pablo Matera, a Guido Petti y a Santiago Socino del seleccionado nacional hasta tanto se defina su situación disciplinaria. En tercer lugar, iniciar un proceso disciplinario a los tres jugadores mencionados, a cargo de la Comisión de Disciplina de la Unión Argentina de Rugby”.

“Si bien los mensajes fueron expresados hace algunos años y no representan la integridad como personas que los tres mostraron durante este tiempo en Los Pumas, desde la Unión Argentina de Rugby condenamos cualquier expresión de odio y consideramos inaceptable que quienes las expresen, representen a nuestro país”, puntualizaron.

Las indagaciones de los usuarios de redes se dieron luego de que Matera grabase un video en el que ensayó una disculpa por el tibio reconocimiento que el equipo argentino le tributó al fallecido Diego Maradona el pasado fin de semana, en la previa del partido que Los Pumas perdieron ante los All Blacks neozelandeses por 38-0, en el McDonald Jones Stadium de Newcastle.

En principio, los jugadores permanecerán en Australia hasta la finalización del Tres Naciones, que se dará el sábado venidero, por la última fecha del torneo de naciones más importante del hemisferio sur.

Lo harán, desde las 5:45, ante los Wallabies, con la esperanza de conseguir una victoria con punto bonus ofensivo que les permita rebasar al líder Nueva Zelanda y quedarse con el título. Algo que sería histórico para el deporte nacional.