Portugal: Nace bebé de una madre con muerte cerebral

Los médicos lo llaman «bebé milagro». No es solo porque el parto se haya adelantado un día, sino porque las condiciones de las últimas semanas del embarazo eran casi inconcebibles.

Lo cierto es que este viernes nació un niño de una madre que tenía muerte cerebral desde el pasado mes de diciembre. Catarina, una piragüista de 26 años, era su madre y estaba en esa condición tras sufrir un ataque de asma agudo, del que nunca se recuperó.

En ese entonces la madre tenía 12 semanas de embarazo, pero en los siguientes 15 prosiguió la gestación, por deseo de Bruno, el padre de la criaturita, que lleva por nombre Salvador.

El bebé nació tras 31 semanas y seis días de gestación con 1,7 kilogramos, un peso «adecuado», según los médicos.

Los médicos y miembros del Consejo Nacional de Ética para las Ciencias de la Vida habían discutido al respecto y decían que prolongar artificialmente las funciones vitales de la madre tiene sentido, siempre que la familia esté de acuerdo, ya que hay un valor preponderante, que es el de una vida, la del niño.

El funeral y el entierro de su madre tendrá lugar mañana sábado por la tarde en su localidad natal de Crestuma, Vila Nova de Gaia, muy cerca de Oporto.