Preocupa en Mendoza el faltante de leche económica

La realidad indica que tanto el los hiper y supermercados como en las despensas de barrio se pueden encontrar leches de primeras marcas, dejando a las leches alternativas o de segundas marcas relegadas.

El caso de leches como La Armonía, segunda marca de La Serenísima, que está incluida en el programa de Precios Cuidados, es casi  imposible encontrarla en las góndolas. En ese sentido, se ha generado una discusión de por qué no se consigue y todo indicaría que se está utilizando en la exportación, debilitando su venta en el mercado interno.

En tanto, en Mendoza los mayoristas ofrecen alternativas pero cada vez son menos las opciones.

Esta última semana, el  precio de la leche se ha incrementado de manera desmedida. En hipermercados se pueden encontrar los sachets de marcas como la Serenisima en precios que oscilan los 43 a 46 pesos, y el producto «larga vida» rondando en algunos casos los 55 pesos.

En lo que respecta a leches en polvo, también los precios se han incrementado de manera notable, ya que por ejemplo La Lechera por 800 gramos, tiene un valor de $182,89; y la Ilolay llega a $199,99. También se han notado incrementos en los valores de las distintas marcas. En envases de 800 gramos se pueden encontrar de la marca Sancor a un precio de $259; La Purísima a $231; La Lechera cuesta $179,10; mientras que en 400 gramos los precios se ubican para La Purísima $129, Svelty $98 y la marca Vea $116,10.