Provincia de Buenos Aires: Su amante le dijo que estaba embarazada y la asesinó de un disparo

Gladys se sobresaltó el lunes por la madrugada, cuando sonó el timbre de su casa en Ingeniero Budge. Una vez que abrió la puerta se encontró con un joven llamado Ángel Andrada. Era el novio de su hija, Carolina Ledesma. El chico estaba sobresaltado. Le dijo que la chica había sufrido un robo y que estaba herida, en su casa.

Sin dudarlo, la señora se dirigió de inmediato hacia el hogar de su hija, ubicado en la calle Evaristo Carriego al 1700. Al entrar, observó a Carolina, de 21 años, en la cama y con mucha sangre a la altura de su abdomen.

Ledesma, embarazada de dos meses, fruto de su relación con Ángel (28),  moriría a las pocas horas producto de un disparo. El hombre acompañó a su pareja y a su suegra al hospital Allende, pero una vez confirmada la muerte de su novia, desapareció.

La policía comenzó una investigación para determinar qué pudo haber ocurrido en esa humilde casa de Ingeniero Budge. De acuerdo a entrevistas realizadas a la propia madre y a amigas de la víctima, Carolina Ledesma era en realidad amante de Ángel, quien ya tenía una pareja «oficial» estable, y mantenía una doble vida.

Así, la principal hipótesis que manejan los investigadores es que Andrada le disparó en el abdomen a Ledesma minutos después de que la joven le revelara su embarazo.  También se determinó que la pareja «oficial» del presunto homicida también estaba embarazada: es más, dio a luz 24 horas después del ataque a Carolina Ledesma. Efectivos policiales acudieron al hospital para proceder a su detención pero el sospechoso nunca se presentó.

Carolina tenía otros dos hijos, producto de una relación anterior. Tanto sus amigas como familiares inundaron las redes sociales con mensajes de cariño y un pedido de justicia. Además, divulgaron la imagen del principal sospechoso por el homicidio.

Finalmente, efectivos de la Policía de la Provincia de Buenos Aires lograron detener a Andrada a primera hora de hoy, miércoles. Se encontraba en el interior de una pizzería ubicada en la calle Virgen de Itatí, entre Saladillo y Montiel, en Lomas de Zamora.

La causa quedó en manos de la UFI Nº 16 de Lomas de Zamora y el detenido fue imputado por el delito de «homicidio calificado».

El caso de Ledesma se convirtió en el 31º femicidio en lo que se lleva de 2019. El día anterior a la muerte de la joven de 21 años, se produjo otro crimen en Lomas de Zamora. Cuando Sebastián Vedoya (34 años) asesinó de un disparo en la cara a su ex esposa Daiana Devuono (27) y después se suicidó.