Proyectan que la inflación de agosto será de 4% y la de septiembre de al menos 5%

José Vargas, de la consultora Evaluecon, se refirió en primer término a los anuncios de ayer del nuevo ministro de Hacienda y del presidente del Banco Central. El economista señaló que por la suba del dólar se espera que la inflación anual sea de al menos 50%.
Luego de dar su apreciación sobre las palabras de ayer de Hernán Lacunza y de Guido Sandleris, anticipó que la inflación de agosto sería de al menos 4% y la de septiembre de un 5%, debido al alza del tipo de cambio, lo que marca el fin de la leve desaceleración inflacionaria de los dos últimos meses.
“Después de la semana volátil luego de las PASO, con el salto brusco del tipo de cambio, con un riego país casi de 2.000 puntos básicos, malas calificaciones de las consultoras financieras a nivel internacional, Argentina está en una etapa económica y financiera muy compleja, lo cual hizo que el Gobierno cambiara al ministro de Hacienda. Lacunza intentó llevar tranquilidad a los mercados, dijo que el tipo de cambio y sus valores se consideran de equilibrio, que no debería estar más alto que eso, que iban a trabajar con el Central con todas las herramientas para mantenerlo en esos valores, también dijo que están en contacto con autoridades del Fondo Monetario para el cumplimiento de metas fiscales para el desembolso del mes que viene”.
Vargas remarcó que “un dato no menor es que le pidió a la oposición, fundamentalmente al partido de Alberto Fernández, que tengan cuidado con las declaraciones que hacían porque terminan impactando en los mercados. Intentó llevar tranquilidad, no hizo grandes anuncios como la semana pasada con el tema del IVA, monotributo e impuesto a las Ganancias. Se centró en llevar tranquilidad a los mercados”.
Para el economista, “de acuerdo a cómo se mueva el tipo de cambio, se mueve el resto de las variables, es fundamental estabilizar el tipo de cambio y generar certidumbre, el Gobierno está en la etapa final de su mandato, con lo cual grandes medidas de política económica no se pueden tomar, en el resto del mundo hay situaciones que no nos favorecen, el dólar se fortaleció ayer (por el lunes) en el resto del mundo”.
Consultado por la inflación, respondió que “hay que olvidarse de la desaceleración leve que teníamos, lamentablemente con la estampida del dólar ya estamos estimando para agosto un mínimo de 4% y en septiembre no menos del 5%, y el año va a estar por arriba del 50%, algunos hablan del 60%, habrá que ver qué ocurre de acá a fin de año con los precios y cómo se termina estabilizando el dólar”.
Sobre si tiene responsabilidad Alberto Fernández por declaraciones que han puesto nerviosos a los mercados, dijo que “es un poco de todo, la situación que lleva adelante en la política económica el Gobierno nacional que no hado en la tecla, muchos ajustes que han impactado en el bolsillo y las pymes, y la oposición con algunas declaraciones a veces oscurece más que esclarece. Fernández debería haber dicho, más que reestructurar, renegociar la deuda”.