Santiago del Estero: discutió con amigos mientras jugaban al truco y lo asesinaron de una cuchillada en el pecho

Testigos indicaron que la antesala fue una reunión de amigos, a 5 kilómetros de la localidad de Los Telares, que atraídos por la comida, alcohol y el juego acudieron al menos seis familias y sucedieron los hechos.

Un hombre del departamento santiagueño de Salavina fue asesinado de una cuchillada en el pecho, en un abrupto y sangriento final de una partida de truco que había reunido al menos a seis familias, quienes bebieron y comieron durante largas horas.

La víctima fue identificada como Silvio Raúl Córdoba (36), quien fue ingresado al Hospital de Tránsito de Los Telares, a las 3.35 del jueves, pero ya sin vida.

De acuerdo con fuentes de la investigación de la Comisaría Nº 39, de Los Telares, y a cargo del fiscal Ángel Belluomini, el homicida resultó Guillermo Fabián Farías (35), quien huyó del lugar y horas después fue apresado en el paraje Cruce de Salavina, con el arma utilizada en el crimen.

Los testigos indicaron que la antesala fue una reunión de amigos, a 5 kilómetros de Los Telares, que atraídos por la comida, el alcohol y el truco acudieron al menos seis familias. El truco congregó a Pedro y Alberto Luna, padre e hijo; y a Guillermo Fabián Farías y al propio Silvio Raúl Córdoba.

Pese al exceso de alcohol, dos testigos manifestaron que por diferencias en el quién era el ganador, Córdoba y Farías empezaron a discutir. De las palabras pasaron a las trompadas y en un momento Farías levantó un cuchillo de la mesa y se la clavó en el pecho a Córdoba, trascendió.

El relato fue ratificado por Raúl Córdoba, 59, padre de la víctima y quien cayó en el patio tomándose el pecho. Urgente, Farías corrió hacia el monte y los Luna huyeron a sus casas, a sabiendas de que acababa de precipitarse una tragedia.

Diez minutos después, el padre de Córdoba y la vecina Susana Gorosito, del paraje Campo de Cejas, alertaron al personal del hospital. Arribó la ambulancia y condujo a la víctima hacia el nosocomio, pero al parecer ya sin vida.

(Crónica)