Trotta dijo que se requieren «parámetros objetivos» para «el regreso seguro a las aulas»

El ministro de Educación, Nicolás Trotta, destacó ayer que la reunión que mantendrá mañana con su par porteña, Soledad Acuña, y los titulares de las carteras de Salud de la Ciudad y la Nación es «muy importante» porque se van a discutir «parámetros objetivos» para «el regreso seguro a las aulas» que permitan «homogeneizar la toma de decisiones» en todo el territorio nacional.

«La reunión de mañana (por hoy) debería ser fundamental para darle claridad a la sociedad sobre qué valores del campo epidemiológico deben cumplirse para que el regreso (a la escuela) sea seguro», dijo el funcionario nacional en diálogo con radio Rivadavia.

El ministro recordó que «hasta ahora los protocolos» aprobados por todas las jurisdicciones «tienen una consigna que establece que tiene que haber nulo o muy bajo nivel de contagio -que es lo que ocurrió en las (cinco) provincias que dieron el paso para volver a las aulas-«, pero «en la Ciudad de Buenos Aires hay 1.200 casos de contagios diarios».

Trotta aseguró que su expectativa es «conversar sobre lo que consideramos que deben ser las condiciones epidemiológicas de la pandemia en la Ciudad para poder proyectar un regreso seguro a las aulas» que al mismo tiempo funcionen como «parámetros objetivos» para todo el país.

Dijo que estos parámetros deben mostrarle «a los estudiantes y docentes qué pasos se deben cumplir en cuanto a la evolución (de la pandemia) para poder proyectar el regreso», lo que además permitirá «darle cierta certidumbre a las familias».

«Nosotros somos promotores del regreso a las aulas y venimos trabajando en ese sentido con muchas provincias porque ésta escuela no es la que queremos, sino la que nos impone la pandemia y a la que tenemos que adaptarnos para priorizar el cuidado de la salud», dijo.

El ministro contó que si bien las clases se habían iniciado en Formosa, La Pampa, San Juan, Catamarca y Santiago del Estero, en las últimas tres «tuvimos que retroceder» volviendo a la modalidad remota «porque cambió la realidad epidemiológica», pero «venimos conversando con los gobernadores para retomar apenas mejore».

«Por lo que hemos hablado con los especialistas, la realidad en la Ciudad sigue siendo muy compleja e incluso en provincias con una mejor realidad epidemiológica que la Ciudad, vemos que son muy cautelosas para el regreso a la escuela ante lo que puede ser un riesgo innecesario», dijo.

Por otro lado, Trotta insistió en que antes de evaluar la posibilidad de reiniciar las clases en parques y plazas, «nos interesaría poder avanzar en la distribución de 6.500 computadoras con conectividad que tenemos listas para entregar» a igual número de estudiantes «que la Ciudad ha planteado como los que han tenido nulo o muy poco contacto» con la escuela.

«Por supuesto que la conectividad por sí misma no resuelve el problema, por eso reiteramos propuesta, a partir de un convenio con la UBA, para que trabajadores sociales y educadores puedan acercarse a esas familias, establecer cuál es el mejor camino para la revinculación educativa», dijo.

Por último, el funcionario reiteró que «la expectativa es que en el mes de marzo podamos volver a las aulas en todo el país».

«Si hay vacuna, será un regreso normal; y si aún no hay, será con las distintas pautas de distanciamiento físico y medias de higiene y seguridad», concluyó.