Un nuevo capítulo en la discusión de la IVE

La Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito realizará hoy una jornada federal y mundial de cara a la apertura de sesiones legislativas del próximo 1 de marzo en el Congreso Nacional. Será una fecha en la que más de 100 ciudades del país (incluida San Rafael) verán en sus calles a los manifestantes que están a favor del tratamiento y la aprobación del Proyecto de Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE) que se presentó el 28 de mayo de 2019. Según sus autores, esta iniciativa garantiza la interrupción voluntaria del embarazo hasta la semana 14 y consagra derechos constitucionales, adecuándose a las exigencias de organismos internacionales de Derechos Humanos de los que la Argentina forma parte.
La nueva discusión promete renovar las polémicas, tal como ocurrió en 2018 cuando el por entonces presidente Mauricio Macri propuso tratar el tema en las cámaras legislativas nacionales. Después de haberse constituido en un nuevo ejemplo de la polarización que habitualmente demuestra la población argentina a la hora de discutir los temas de trascendencia social, aquel proyecto no fue aprobado. En el medio de su consideración parlamentaria, expresiones muy cercanas a los extremismos en uno y otro sentido pudieron verse y oírse con preocupante asiduidad.
Quizás la mayor enseñanza que dejó aquella última discusión fue comprender que desde el fanatismo –más allá de la postura frente al proyecto– nada se aporta al importante tema que se intenta abordar. Los ciudadanos podemos brindar nuestros pareceres, que obviamente estarán pasados por nuestros tamices morales, religiosos y hasta legales, pero nada más infructuoso que discutir desde la colina del egoísmo y con la bandera de la razón siempre flameando hacia nuestro bando.
Dejar a todos conformes es una utopía en temas como este. Sin embargo, deberá buscarse (las veces que sean necesarias) una solución lógica e integral a un problema que, objetivamente, existe en la sociedad argentina.