SECCIONES
  • Un tonto siempre encuentra otro más tonto que le admire.| Niels Bohr

sábado 25, de junio , 2022

La trágica muerte de un niño en Las Heras reveló que su padre era buscado por narco

Una tragedia familiar ocurrida en un barrio de Las Heras seguida de una detención narco. La muerte de un niño de un año ahogado provocó conmoción en una familia y sorpresa en los investigadores al enterarse de que su padre tenía pedido de captura por ser considerado parte de una gran banda de narcotraficantes, de las más conectadas y estructuradas del Gran Mendoza.

Todo ocurrió este domingo por la noche y actuaron policías uniformados y luego de la Policía Contra el Narcotráfico (PCN). La información a la que accedió El Sol está relacionada con el fallecimiento por inmersión del pequeño Eithan Ariel Monsalvo, pasadas las 20.30 en el barrio Las Viñas.

La criatura fue hallada desvanecida en un tanque de fibrocemento con mil litros de agua que se encontraba semienterrado y sus progenitores lo trasladaron al Hospital Gailhac en un auto particular para que recibiera asistencia médica de urgencia, debido a que su cuadro era desesperante. A pesar del esfuerzo de los profesionales de la salud, nada pudieron hacer para salvarle la vida.

Se confirmó el deceso del menor y las autoridades policiales tomaron intervención en el caso para las actuaciones correspondientes. Así fue como llegaron hasta la identidad de los progenitores del pequeño.

Al consultar sus bases de datos, supieron que el padre del nene es Diego Nicolás Monsalvo, el Gordito Nico, un joven que presentaba pedido de captura en una de las investigaciones policiales y federales más importantes de los últimos años en la provincia.

Monsalvo está sospechado de ser uno de los soldados narco de Gustavo Ariel Gata Valle Vicedo, señalado mano derecha de Matías Facundo Díaz, el Fido. Ante esto, se ordenó su detención inmediata, la que se hizo efectiva el mismo domingo por la noche.

Una prueba que sumaron los detectives de la PCN y sirvió para sostener su orden de arresto –levantada de uno de los secuestros de drogas que realizaron en el 2020– complicó su situación en la Justicia.

A pesar de lo dramático que significó el caso para la familia, los policías actuaron de acuerdo con la normativa y procedieron a la detención de Monsalvo.

Hasta este martes, el Gordito Nico se encontraba en situación de encierro para ser acusado formalmente, contaron fuentes judiciales.

Cómo es la investigación

En la Policía Contra el Narcotráfico de Mendoza se siguen desde hace casi dos años y con profundidad una serie de investigaciones contra el señalado capo narco Matías Fido Díaz.

Este hombre fuerte con base en Las Heras fue detenido, primero, por la desaparición –y se sospecha homicidio– de la joven Abigaíl Carniel en el barrio Sargento Cabral, y, con el paso de las semanas, se mantuvo en la cárcel con prisión preventiva por lavado de dinero y un megasecuestro de casi 500 kilos de marihuana hallados en un galpón del pasaje Celaya, del barrio Los Ciruelos, en marzo del 2020.

El Fido Díaz, sostienen los detectives, no actuaba solo. Lo hacía con un grupo de personas, entre ellas, su mano derecha, también actualmente tras las rejas.

Se trata La Gata Valle Vicedo, quien está procesado por ese importante cargamento y por otro secuestro de 11 kilos de la misma droga –fraccionados en 12 panes– sobre calle Doctor Moreno.

Justamente, el Gordito Nico Monsalvo tenía pedido de captura por esta última incautación. Se cree que era uno de los custodios de los panes de marihuana y también intermediario para los traslados de la mercadería.

Tenía domicilio en el barrio Sargento Cabral –donde tenía base la presunta banda del Fido– y de allí sus conexiones con La Gata Valle Vicedo, ya que vivía a 100 metros.

La historia del secuestro que lo vincula a la banda tuvo su inicio la tarde del 11 de abril del 2020, luego de una transacción narco en el citado popular complejo. Ese día, un taxista transportaba a un hombre en un Chevrolet Classic –se presume que era el Gordito Nico– con 11 kilos de marihuana compactada.

La droga encontrada en el taxi y que tenía la huella del «Gordito Nico»..

La hipótesis sostiene que la droga había sido entregada previamente a Monsalvo por un hombre que se movilizaba en un VW Vento champange, que luego fue identificado en la investigación como La Gata Valle Vicedo.

Policías que realizaban trabajos preventivos por la zona detectaron la actitud sospechosa del trabajador del volante y su pasajero y fueron a identificarlos. Pero el conductor hizo caso omiso a la orden policial y se dio a la fuga. La persecución terminó sobre calle Doctor Moreno minutos después.

El hombre que viajaba atrás se dio a la fuga corriendo y abandonó el cargamento. Y el taxista dijo que había sido obligado a escapar. Pocos le creyeron y actualmente está imputado en el expediente.

Al revisar el vehículo hallaron la marihuana –estiman que era parte del cargamento de 500 kilos que habían encontrado en el barrio Los Ciruelos– y supieron que el que lo había entregado se movilizaba en el citado Vento.

El chofer dijo que el pasajero se había dirigido al Sargento Cabral, se encontró con el hombre y le entregó una bolsa con pañales. Con ese dato fueron hasta la barriada y hallaron a la Gata con la bolsa de pañales. Lo detuvieron y descubrieron que en su interior había una importante cantidad de dinero en efectivo.

La investigación de la PCN avanzó y un trabajo científico permitió levantar huellas dactilares de los ladrillos de marihuana secuestrados. Una de las muestras resultó positiva con el Gordito Nico Mansalvo, padre de la criatura fallecida este domingo.

A fines del año pasado se ordenaron allanamientos en el barrio Sargento Cabral, donde tenía domicilio, pero el resultado resultó negativo. De la investigación surgió que se había mudado. Efectivamente, se encontraba viviendo en el barrio Las Viñas, donde ocurrió la tragedia familiar.

Complicados

Tanto Matías Díaz como Gustavo Valle Vicedo, de 42 y 30 años, respectivamente, se encuentran procesados con prisión preventiva. Ambos tienen que responder por el cargamento de casi 500 kilos secuestrado en el barrio Los Ciruelos en marzo del 2020.

En esa causa también están acusados Miguel Ángel Ibaceta (se sospecha que vendía y custodiaba el cargamento) y Fanny Negra Tina Díaz, hermana del Fido, quien fue detenida en diciembre del 2020.

El señalado jefe también está procesado por lavado de dinero. En la PCN se profundizó la investigación por los bienes del Fido. Tenía coquetas viviendas y vehículos sin contar con un trabajo legal.

Valle Vicedo, el taxista y ahora Monsalvo están procesados por los 11 kilos incautados sobre calle Doctor Moreno. Justamente, los detectives de la PCN tenían marcado a este último como uno de los soldados que se dedicaban a llevar y traer drogas.

Además del rastro dactilar levantado, en una de las escuchas que registraron entre tanto personaje al que le intervinieron el teléfono, uno de los sospechosos hace referencia a él por su alias y a su actividad dentro de la organización:“Pasá el bagayo (droga) al pibe que va a ir. Es amigo del Kike, el Gordito Nico decile”.

En otra de las escuchas que le realizaron a Valle Vicedo, se infirió que Diego Monsalvo iría por la droga. Primero porque ya había sido utilizado para retirar estupefacientes de la casa de un sospechoso (se reserva su identidad porque no está detenido) y, segundo, porque hablan sobre una característica física de este sujeto: “Acordate que es tuerto el Gordo”.

Del análisis que efectuaron los detectives de sus fotos confirmaron que Monsalvo “cerraba el ojo izquierdo”, evidenciando que presentaba problemas en la visión.

Fuente y fotos: Gentileza El Sol

Download PDF

Click para descargar o imprimir la nota

La información justa siempre con vos!

MÁS LEÍDAS

MÁS LEÍDAS

Noticias Relacionadas

¡Bienvenido de nuevo!

Inicie sesión en su cuenta a continuación

Recupera tu contraseña

Ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico para restablecer su contraseña.

Agregar nueva lista de reproducción